La depilación láser se lleva a cabo mediante un proceso que destruye los folículos pilosos, impidiendo que el vello vuelva a aparecer en el futuro. Se trata de un método eficaz que se ha popularizado enormemente en los últimos años. Aunque si no estás convencid@ del todo, en la entrada de hoy vamos a mostrar argumentos a favor de esta técnica.

 

Olvídate de la depilación

No tener que depilarte más es uno de los motivos de peso para elegir este método, ya que además de ser muy cómodo nos ahorra un montón de tiempo. Hay que tener en cuenta que no existe ningún sistema que elimine al 100% el crecimiento del vello. Pero en el caso de la depilación láser, su eficacia llega hasta el 95%. Y de forma permanente.

 

Sin riesgos para la salud

Los avanzados equipos de tecnología láser que puedes encontrar en nuestro centro de estética no suponen ningún riesgo para la salud. Además, se pueden utilizar en cualquier zona del cuerpo con independencia del tipo de piel.

 

Resultados inmediatos

Otra gran ventaja es que comenzaremos a disfrutar de los resultados desde la primera sesión. No obstante, para obtener la completa eliminación del vello deberá pasar algo más de tiempo, teniendo en cuenta aspectos como el grado de crecimiento de los folículos. Si éstos no se encuentran en la fase anágena, harán falta más sesiones de tratamiento.

 

Mejor estado de la piel

Además de mejorar el estado general de nuestra piel, la depilación láser es una excelente opción para mantener a raya la foliculitis y el hirsutismo. En el primer caso, se trata de una consecuencia de los métodos de depilación tradicionales, que provocan el enquistamiento del vello y su infección. El hirsutismo, por su parte, se caracteriza por una abundancia de vello que puede tener su origen en problemas hormonales.

 

Libertad total

Libertad para practicar tu deporte favorito o vestir la prenda de ropa que quieras. Además, la depilación láser es más higiénica, ya que una piel libre de pelo no retiene tanta humedad y por tanto genera menos mal olor. Te sentirás más segur@ de ti mism@ y olvidarás tus complejos para siempre. 

 

Créditos imagen